Compra con el rumor y vende con la noticia

vieja la visilloComo bien es sabido demócratas y republicanos acordaron ayer in extremis elevar el techo de deuda en USA evitando con ello la suspensión de pagos de la primera potencia mundial. Al menos, temporalmente. En todo este tiempo, un par de semanas, no más, muchos han querido ver lo que llevan tanto tiempo queriendo ver, que no es otra cosa que la causa que finalmente actúe de catalizador para que por fin podamos ser (todos) espectadores de lujo de la tan proclamada y esperada (por ellos) madre de todas las castañas bursátiles.

Para más inri, muchos de esos muchos, insisten en ver con análisis técnico lo que los menos quieren ver por macro y eso ya es más grave, porque adecuan, aunque sea con calzador, todas esas causas a los gráficos, para, en mi opinión, pervertirlos. Y no es de ahora, por supuesto. Como diría el “profeta” si el precio no va a la línea, la línea va al precio.

Parece ser, o eso dicen, que tras el histórico acuerdo nos encontramos (siempre en términos bursátiles) ante el “típico” caso que nos describe el viejo aforismo bursátil de “compra con el rumor y vende con la noticia”. Y no digo yo que no sea así. Lo que si digo y por eso me lo pregunto es … ¿y cuál es el rumor? Porque el Ibex 35 lleva subiendo del tirón, con este, cuatro meses, estando la renta variable norteamericana en subida libre. Todo sea que el rumor venga ya de tan lejos que haya evolucionado a chismorreo y servidor no se haya enterado.

Por supuesto que “compra con el rumor y vende con la noticia” es perfectamente válido pero no ahora, entre otras cosas porque muchos se han quedado fuera de estas alzas esperando “eso”. Aplicar el aforismo hoy me suena mas a “me lo sigo sin creer”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.