21 meses de escalada alcista del índice de Semiconductores de Filadelfia.

Un mes más, la tecnología en general y los semiconductores en particular lideran las alzas en Wall Street. Con el actual son ya 21 meses consecutivos donde el índice de semiconductores de Filadelfia no consigue cerrar por debajo de los mínimos de la vela-barra mensual previa.

Esta pauta se repite en el Dow Jones de industriales, Nasdaq 100, S&P 500, y Nasdaq Composite. Todos ellos, en subida libre. Desde febrero de 2016, último suelo ortodoxo en la renta variable estadounidense, el Dow Jones de industriales se ha apreciado un 47% y el S&P 500 un 41%. Tanto el Nasdaq 100 como el Composite han avanzado un 56% mientras que el SOX, los Semiconductores, lo han hecho en un 116%, siendo el motor de las alzas.

La conclusión es la misma que la de agosto (ver aquí). Pese a ser conscientes de que es imposible, establecer una techo dentro de una proceso global de subida libre, si nos atrevemos a seguir apostando  por una vuelta al origen de todo el movimiento bajista previo en el caso de los semiconductores. Y eso está en los 1362 puntos. Entendemos que ese sería el límite de subida del SOX, y el resto de índices, por donde se encuentre en esos momentos. Lo que no podemos interpretar, es el tiempo necesario para ello (si es que se produce).

Índice de semiconductores de Filadelfia (Sox), gráfico mensual.

 

En el peor de los casos y siempre que se perdieran los últimos mínimos mensuales en estos 5 grandes índices, Wall Street entraría en fase de reacción al último gran tramo alcista (febrero de 2016). Nada más. Ni murciélagos, ni figuras inventadas que tanto gustan y tanto daño hacen al análisis técnico. Probablemente esa fuera una de las grandes oportunidades que el mercado nos pudiera dar. Pero mientras tanto, lo dicho. 21 meses.

.

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.